¿Qué entiendes por música? La música, como arte, cumple la función de embellecer infinita y diversamente sonidos en una secuencia temporal, atendiendo a las leyes como el ritmo. Pero englobar el significado de música va más allá de una simple armonía, es el contacto más usual que el hombre presenta con el arte; podrás ser adverso ante títulos de pinturas famosas, e incluso a literarios reconocidos, pero la música es prácticamente inasequible prescindir de ella. Ha sido tanto el impacto de la música en el hombre, como ser empírico, que ha desarrollado variables de esta, la ha combinado, distorsionado, imaginado y deleitado con sin fin de instrumentos, voces o todo aquello que sea capaz de producir un sonido; todos ellos, aceptados por algunos, rechazados por otros más, por ese sentimiento de pertenencia hacia uno o varios géneros, hacia uno o varios compositores, músicos o cantantes, capaz de acoplarse a los gustos y exigencias del publico debido a sus muchas caras.

Cortesía de: es.khanacademy.org

Secuencia: es una de las principales características de la música. La secuencia permite hermetizar un fenómeno, lo hace más ameno. Un claro ejemplo seria Francis Crick, quien en 1955 decidió hermetizar el código genético, comparando los nucleótidos con los aminoácidos, argumentando que: “existe una relación entre la ordenación lineal de nucleótidos en el ADN y la ordenación lineal de aminoácidos en los poli péptidos“, esta declaración abrió paso a la clasificación del código genético, con 4 simples letras: adenina (A), timina (T), guanina (G) y citosina (C),  que son el nombre de los nucleótidos que componen un aminoácido, a su vez el código toma tres de las cuatro letras y las clasifica en codones o tripletes, existen 64 combinaciones posibles para crear un triplete, los cuales componen a los 20 aminoácidos en un ADN.

“El principio omnipresente de repetición recurrente, gobierna no sólo la codificación de la construcción de secuencia (código genético) sino también el esfuerzo humano en la composición musical”

Prof. Susumu Ohno , 1986.

Cortesía de: viciousmagazine.com

Susumu Ohno fue de las primeras personas que pudo asentar la idea de la relación música-arte y, aunque su idea era buena, no contó con el tiempo para desarrollarla, sin embargo pudo difundir su perspectiva y llego a los oído de varios interesados en crear una relación arte-ciencia; el Dr. David W. Deamer, en su interés por crear estos lazos, con la colaboración de Susan Alexjander un compositor y músico, asignaron notas musicales a los 20 aminoácidos del ADN para poder generar una secuencia de notas musicales, tomando en cuenta las diferentes combinaciones que se puede encontrar en cada código genético, una sucesión ininterrumpida e irrepetible de sonidos, que generas con el simple hecho de nacer. Aunque se pretende poder generar la música del ADN de cada persona, es un proceso masivo, y hacer cada uno llevaría demasiado tiempo y

Cortesía de: cinicosdesinope.com

esfuerzo, debido a que, aunque las notas generen sonido dentro del patrón asignado, aún se tiene que optimizar la armonía y ritmo de estos para que puedan resultar agradables al oído, lo que complicaría el acceso a dicha melodía. Con el avance de la tecnología y el interés por la particularidad del proyecto, se establecieron empresas que se dedican a transformar tu ADN en música, tal es el caso de yourDNAsong.com que es una plataforma inglesa, que con la colaboración del reconocido músico Stuart Mitchell, crean estas particulares melodías a cualquier persona que esté dispuesta a pagar el importe de esta.

No hay comentarios

Dejar respuesta